lunes, 17 de junio de 2024

La purificación del Templo de Jerusalén: la casa de Dios es un lugar de oración

La purificación del Templo de Jerusalén: la casa de Dios es un lugar de oración
Ilustración
Pau Morales
Puzzle
Jugar
Trivia
de preguntas
Viernes 8 del tiempo ordinario
Texto del Evangelio
Mc 11,11-25
Entrando en el Templo, comenzó a echar fuera a los que vendían y a los que compraban en el Templo; volcó las mesas de los cambistas y los puestos de los vendedores de palomas y no permitía que nadie transportase cosas por el Templo.
Comentario del Evangelio
Hoy vemos a Jesús disgustado como nunca. Se nos hace extraño imaginar al Señor echando gente del Templo y volcando sus mesas de trabajo. ¡Algo grave sucedía! Prestemos oído: el Templo es la casa de Dios y para hablar con Dios. Ahí sobran las mesas, los comercios y sobran los que se aprovechan de Dios para hacer negocios. ¡Fuera! —Y nosotros, ¿cómo andamos de silencio y adoración en nuestros templos? Hoy día, ¿volvería a disgustarse Jesús?

Nuestra página utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario y le recomendamos aceptar su uso para aprovechar plenamente la navegación

Acepto